Barby

medico-paciente1

Historias

Hoy volví a encontrarme en el consultorio con Barby, una adolescente ya de 19 años. Tiernamente pidió sacarse una foto conmigo.

Es que no la veo muy seguido, tal vez una vez por año o más. Lo cierto es que la vengo conociendo desde antes que sea señorita, a sus 7 u 8 años. Condenada por una enfermedad conocida, tratable, no curable, heredada desde el vientre materno que al nacer la dejó sola con su hermana y pasaron a estar al cuidado de la tía.

La vida le jugo una mala pasada, cocteles diarios de pastillas que desde muy chica sabía tomar a la perfección y adhería al mismo. Siempre pensé hasta cuando estaría así, en un medio sociocultural que no le era favorable, al contrario muy hostil. Siempre tuvo gente donde apoyarse, su hermana seguro que estaba junto a ella, su tía que en su incapacidad hacia lo que podía, la capilla y el comedor comunitario del barrio, y nosotros en lo que podíamos. Siempre que me reencontré con ella me sentí feliz por verla bien, con vida, creciendo, luchando sus adversidades. Hoy como siempre entró al consultorio sonriente, con sus flamantes 19 años y su cuerpo de joven que asomaba la vida y me pidió sacarse una foto con su celular junto a mi.

Y me alegró el alma.

, , , ,

Compártelo con tus amigos si te ha gustado

Artículos relacionados

SicologiaSinP.com - Hugo Rizzo

Especialista en Medicina Familiar. Médico asociado al servicio de Neonatología. Maternidad Meisner. Diplomatura en auditoria médica y garantía de calidad de la atención de la salud, Universidad de Favarolo – Argentina [...]

Comparte tu opinión

Déjanos saber lo que piensas sobre este artículo.